Festejos de Semana Santa en Querétaro.


La Semana Santa es una de las celebraciones religiosas más destacadas en diversas partes del mundo católico para festejar la Resurrección de Jesucristo, figura que sentó las bases de esta doctrina religiosa mediante enseñanzas que fueron validadas por los supuestos milagros atribuidos a su gracia y persona. Uno de ellos, el último, haber superado la muerte; y su celebración empieza desde los acontecimientos previos a su crucifixión en el cerro del Calvario.

En la mayoría del mundo católico, cientos de personas asisten alegres a una dramatización de los últimos días de Jesucristo, cuya figura marcó un hito en la historia. En Querétaro se habían llevado a cabo varias representaciones como el Viacrucis, la quema de Judas y la Procesión del Silencio, pero este año debido a la epidemia del COVID-19 se van a suspender.

Estos son los festejos que realizaban año con año:

El primer acontecimiento que festeja la iglesia católica, es el Domingo de Ramos, en el que los devotos llevan palmas, originalmente de olivo, a bendecir a misa, como símbolo del día en que Cristo entró montado en un burro a Jerusalén aclamado por los pobladores, quienes, se dice, colocaron y agitaron palmas a su paso, habiendo reconocido los milagros que el “hijo de Dios” había realizado y que eran noticia a lo largo del imperio romano en aquellos años.

En el Pueblito y en el Convento de la Cruz se colocan en el atrio de ambos santuarios los vendedores de palma trenzada en diversas formas: cruces de varios tamaños, cálices, figuras de la Virgen de Guadalupe y son bendecidas en las misas.

El Jueves Santo, cuando Jesús ofrece una última cena que conmemoraba la liberación del pueblo judío de los egipcios y en la que anunció que sería traicionado. En los festejos de Semana Santa es un momento obligado recrear el lavatorio de pies que hace el Nazareno a sus discípulos, en gran muestra de humildad para una tarea que estaba designada a los sirvientes en estas cenas judías conmemorativas.

La tradición relata que después de la cena, al dirigirse Cristo al Huerto de los Olivos a rezar fue traicionado por Judas Iscariote y aprendido por soldados romanos. Comienza el recorrido hacia la condena que lo llevará a la muerte, los pasajes que se representan el Viernes Santo.

Este día incluye el momento más trágico de la historia de estos días de Jesucristo, en el que el mundo católico representa el juicio y el castigo que recibe el Mesías al ser traicionado por el mismo pueblo que lo aclamó y que le insulta mientras carga la cruz donde manos y pies serán atravesados por clavos gigantescos aquel mediodía en el Calvario. Esa misma tarde muere, según los relatos bíblicos a las 3, y su cuerpo es bajado del madero, llevado a la tumba antes del atardecer, pues el sábado los judíos tenían prohibido realizar ninguna actividad y el cuerpo tendría que esperar hasta el domingo para ser embalsamado.

Jueves Santo: se realiza la tradicional Visita de los Siete Altares: cientos de personas acuden a los principales Templos y Parroquias de Querétaro para recordar el trayecto que Cristo recorrió antes de su crucifixión.

El Sábado de Gloria se considera en realidad el día en que Jesucristo resucitó, sin embargo, es hasta el siguiente día el que se refiere a este suceso, pues es cuando la tradición narra que María encuentra la tumba vacía y se realiza entonces el último milagro atribuido a Cristo. Este Domingo de Resurrección es festejado con misas solemnes para los feligreses.

Los festejos en Querétaro.

En algunas casas y recintos de la ciudad, se puede apreciar un altar dedicado a la Virgen de Dolores el cual se distingue por tener un sinnúmero de vasijas de las que sobresalen plantas de trigo de color amarillo, haciendo un bello contraste con el color morado de la escalinata en la cual se monta el altar. No pueden faltar en las calles y plazuelas de la ciudad los puestos de comida, donde la gente al terminar su recorrido se dirige a éstos para disfrutar de antojitos mexicanos.

En Cadereyta de Montes, se lleva a cabo una singular procesión de Cristos que inicia en el Templo de Nuestra Señora de Belén, en el barrio de San Gaspar y culmina en la Parroquia de San Pedro y San Pablo con una misa en la que se bendicen las imágenes y representa el lavatorio de pies que hiciera Jesús a los apóstoles. Participan los Cristos de las iglesias de la ciudad y sus localidades cercanas.

En la capital de Querétaro destaca la Visita de las 7 casas, en la que los devotos católicos recorren las calles a pie para ingresar a siete iglesias el Jueves Santo por la tarde. Esta visita es un acercamiento simbólico al peregrinaje que vivió Cristo 1) del Cenáculo al Monte de los Olivos, 2) del Huerto de los Olivos a la casa de Anás, 3) De la casa de Anás a la de Caifás 4) de la casa de Caifás al Pretorio de Pilato, 5) de la casa de Pilato ante el rey Herodes, 6) del encuentro con Herodes de regreso a Pilato, y 7) de la casa de Pilato hasta el Calvario.

Este año hubo silencio sin procesión.

La Procesión del Silencio se lleva a cabo el Viernes Santo por la tarde en las principales calles del Centro Histórico de la ciudad, donde diferentes grupos de Hermandades y Cofradías realizan un recorrido manifestando su gran dolor por la muerte de Jesucristo.

En las principales calles del Centro Histórico cientos de encapuchados cargan cruces y van arrastrando cadenas por los adoquines, la fricción de los pesados maderos de las cruces, los murmullos de la gente y las trágicas imágenes que las cofradías religiosas llevan en hombros, se mezclan con un silencio enrarecido creando un ambiente lúgubre.

Ese mismo día por la mañana, se celebra el Viacrucis Viviente, que representa las Tres Caídas y la Crucifixión de Jesús. Hay algunos municipios de Querétaro que hacen de esta celebración todo un ritual; en el municipio de El Marqués, la gente se prepara desde meses atrás, lo mismo sucede en San Joaquín, Tolimán, Corregidora, Amealco, Peñamiller y Jalpan de Serra.

Al final de estas festividades se lleva a cabo la Quema de Judas, el luto desaparece ante la resurrección. La fabricación de estas figuras se realiza durante la Cuaresma, donde los artesanos queretanos se dedican a producir personajes malignos que representan los siete pecados capitales. Cientos de familias compran su Judas, lo llevan a su casa para después ver cómo se consume ante el fuego en cuestión de minutos; esta tradición se lleva a cabo el Sábado Santo por la noche, festejando la Gloria de Jesucristo.

En la Plaza de los Fundadores, se colocan los puestos de Judas, en los cuales pueden adquirirse nuestros populares charritos panzones, diablitos, luchadores o la figura de algún político.

Sábado de Gloria: en Querétaro, tiene lugar la Vía Matrix o Vía dolorosa, un recorrido que se hace con la imagen de la Virgen María por las mismas estaciones que Jesús pasara con su cruz en el camino al Calvario. Durante esta pequeña procesión acompañan a la Virgen los doce apóstoles y mujeres vestidas a la usanza de entonces, portando en cojines los instrumentos de dolor de Jesús, como la cuerda con que lo flagelaron, los clavos y el martillo con que fuera clavado en la cruz, y por supuesto la trágica corona de espinas. Alrededor del mediodía, la procesión llega a su fin justo en las afueras del templo del Convento de la Santa Cruz de los Milagros.

La Cañada.

Esta representación de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesucristo es, probablemente, la más antigua en Querétaro, pues inició su representación en 1865 y desde 1962 no se había interrumpido.

San Joaquín.

Los festejos de la Semana Santa adquieren un matiz distinto en la cabecera de San Joaquín en donde realizan la representación en la explanada de la presidencia municipal, y hacen un recorrido por las calles y el Mirador de las Crucitas.

Además, en la comunidad de San Joaquín se lleva a cabo el tradicional “Baile Endiablado” al día siguiente a la representación de Semana Santa, donde varios jóvenes, niños y niñas, todos disfrazados y enmascarados, bailan en la explanada bajo el ritmo de música popular y del tradicional huapango.

Tolimán.

Es uno de los festejos donde se distingue un sincretismo palpable entre la religiosidad católica y los tintes de los pueblos originarios de la Sierra Gorda.

Todo comienza el día siguiente al Domingo de Ramos, cuando, con sus máscaras y atuendos, la tradicional figura de los flachicos y diablitos se encaminan a las capillas de las comunidades para llevarse las imágenes a la iglesia de la cabecera municipal, donde se resguardan toda la semana.

El jueves, los niños y jóvenes son quienes llevan a cabo las representaciones de los pasajes bíblicos de la Semana Mayor, acompañados por los tambores y el sonido de las flautas de carrizo. Al día siguiente, la gente de las comunidades que han llegado a la cabecera para disfrutar de los festejos se dirigen al Calvario, y por la noche, en las capillas de sus comunidades, realizan velatorios y cantan rezos igualmente guiados con la música de las flautas y los tambores; hasta que, finalmente, el domingo de Resurrección son llevadas de regreso las imágenes a las capillas de sus comunidades y la vida vuelve a la normalidad.

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

Santiago de Querétaro, Qro., México

©2018 VISIÓN EMPRESARIAL QUERÉTARO