Tecate: Pueblo Mágico


Tecate, Baja California, se incorporó al programa Pueblos Mágicos en el año 2012.​ Al norte de Baja California, casi con la frontera con Estados Unidos, se encuentra el Pueblo Mágico Tecate, un destino lleno de encanto y mucho sabor, pues está rodeado de montañas, acantilados, viñedos y una popular fábrica de cervezas.

Un recorrido por Tecate debe comenzar por el Parque Hidalgo, centro neurálgico de la ciudad. Un buen lugar para captar el espíritu del Pueblo Mágico bajacaliforniano antes de iniciar un agotador programa de paseos, es el Museo Comunitario. La Ruta del Vino, de la cual Tecate es su puerta norte, y la famosa Cervecería que lleva el nombre de la localidad, son paseos obligados. El Monte Sagrado Cochumá, la comunidad de La Rumorosa con el Cuartel Militar Campo Alaska y el Parque Eólico; y la Zona Arqueológica de Vallecitos, completan un paquete de atractivos que incluyen prehistoria e historia, lugares de interés antiguos y modernos, y deliciosas bebidas. En Tecate no puedes dejar de probar su pan, que ha ganado fama internacional.

Parque Hidalgo

El Parque Hidalgo, situado entre las Avenidas Benito Juárez y Lázaro Cárdenas, es el centro de encuentro social y el corazón cultural de Tecate. Presidido por un hermoso kiosco.

Museo Comunitario

Este museo forma parte del Centro Cultural Tecate (CECUTEC), situado en la Calle Tláloc 40. Cuenta con tres espacios delimitados, uno para la prehistoria e historia de la civilización kumai, otro para la llamada Época de los Ranchos y otro para el Tecate moderno. Tecate fue asiento de varias haciendas o ranchos con su «casa grande» y sus amplios predios para la cría extensiva. Algunos de estos ranchos están dotados de balnearios y han sido convertidos en confortables hospedajes de descanso. El museo comunitario se pasea por esta pintoresca época de los ranchos tecatenses y exhibe también algunas piezas arqueológicas encontradas en cuevas de las cercanías, viejos elementos empleados en la cacería, cerámicas y otros objetos.

La Ruta del Vino

Sus espléndidos viñedos, se encuentran en la parte norte de la Ruta del Vino de Baja California. En varias de las casas vinícolas instaladas cerca de Tecate puedes disfrutar de paseos guiados por las plantaciones y por el proceso de elaboración del vino, terminando con una degustación de los mejores caldos de la zona, debidamente maridados con los quesos, fiambres y otras exquisiteces regionales. Las Fiestas de la Vendimia, celebradas en septiembre, son una ocasión ideal para conocer Tecate y disfrutar de los eventos diurnos y nocturnos que tienen al vino como gran protagonista.

Historia de la Cervecería Tecate

Tecate se dio a conocer en la década de 1940 por la conocida cervecería y marca de cerveza del mismo nombre, la primera enlatada en México y símbolo histórico de la empresa Cuauhtémoc Moctezuma. En la fábrica de Tecate situada en el boulevard Oscar Bailón Chacón 150 de la colonia Vinitas, ofrecen un interesante recorrido guiado por el proceso de fabricación, que termina con una degustación en el Jardín de la Cerveza. En esta cata tienes a tu disposición las distintas marcas de cerveza de la empresa, incluyendo por supuesto la Tecate en sus versiones clásica y ligera. También puedes conocer mucho más sobre la historia de la popular bebida en el Museo de la Cerveza.

El Monte Sagrado Cuchumá

Cuchumá, una elevación a 1.520 metros sobre el nivel del mar, es el monte sagrado de Tecate por su condición de centro ceremonial de la comunidad kumai, los antiguos pobladores del norte de Baja California. Está situado justo en la frontera con Estados Unidos y la barrera metálica instalada por ese país cercena el territorio. De la etnia quedan unos mil indígenas, de los cuales unos 200 hablan la lengua kumai y recuerdan los ritos con los que sus antepasados rendían devoción al espíritu de la montaña sagrada. En el cerro aún sobreviven algunos bosques de galería formados principalmente por encinos sicomoros y alisos, mientras que sus cañadas son refugio de varias especies de fauna.

La Rumorosa

La Rumorosa es un poblado situado en el punto más alto en la ruta entre Mexicali y Tecate, cuyo nombre proviene del sonido producido por el viento al chocar contra las paredes rocosas. El nombre se lo puso el subteniente Jorge Zehtus, comisionado gubernamental que se encargó del tendido de la primera línea telegráfica que pasó por el lugar. La sierra La Rumorosa cuenta con vistas espectaculares de los parajes desérticos con sus formaciones rocosas de formas caprichosas esculpidas por las fuerzas de la naturaleza. La Rumorosa es un lugar excelente para practicar el ciclismo de montaña, acampar y disfrutar de otros entretenimientos al aire libre, como tirolesa y escalada.

Parque Eólico La Rumorosa

Los constantes vientos que tanto molestaron al subteniente Zehtus cuando estaba instalando la línea telegráfica, ahora son aprovechados para la generación de energía eléctrica mediante un proceso amigable con el medio ambiente. El parque eólico generó su primer kilovatio el 13 de enero de 2010 y cuenta con 5 aerogeneradores cuyas formas metálicas destacan sobre las elevaciones del desértico paisaje. Tiene una capacidad de generación de 10 megavatios, que serían suficientes para abastecer a unas 3,000 familias, aunque la energía eléctrica es destinada al alumbrado público.

Cuartel Militar Campo Alaska

Esta y robusta edificación situada en la población de La Rumorosa fue levantada por la gobernación del estado de Baja California en los años 1920 para instalar a la tropa federal y a su estado mayor. Después la edificación fue convertida en manicomio, siendo llamada coloquialmente la Casa de los Locos. En 2004, el Instituto Nacional de Antropología e Historia, el Instituto de Cultura de Baja California y otros organismos culturales rescataron el Cuartel Campo Alaska, y lo convirtieron en un museo de historia regional con una muestra permanente, recibiendo también exposiciones itinerantes.

Zona Arqueológica de Vallecitos

Vallecitos es un sitio arqueológico situado cerca de La Rumorosa, siendo el único emplazamiento prehistórico abierto al público en el estado mexicano de Baja California. Su atractivo son los grupos de pinturas rupestres hechas por antiguos miembros de la cultura kumai, que muestran figuras geométricas, humanas y de animales. Una de las imágenes más interesantes es El Observador del Sol, también llamado El Diablito. Cada 21 o 22 de diciembre, día del solsticio de invierno en el hemisferio norte, los rayos solares entran por la cavidad e iluminan los ojos de la figura antropomorfa.

Arte Culinario Local

Aparte del pan, cuya inigualable textura dicen que se debe a la acción de los minerales contenidos en el agua, Tecate también es conocida por sus cervezas artesanales. Parecido al caso del pan, la calidad de la cerveza es atribuida a la acción del agua sobre la levadura utilizada en la preparación de la bebida. En 2016 se realizó en Tecate el Primer Festival de Cerveza Artesanal, con la participación de la mejores espumosas bajacalifornianas. En varios antiguos ranchos de Tecate se produce una excelente miel de abejas y unos quesos de calidad superior, ideales para acompañar los vinos de la península. Por supuesto, la cercanía del mar convierte a los frutos frescos del océano en protagonistas de la gastronomía tecatense.

Pan de Tecate

Tecate es famoso por su panes, salados, dulces y en sus distintas combinaciones. La tradición es relativamente reciente, ya que apenas comenzó a finales de los años 1960. Todo comenzó en 1969, cuando un grupo familiar fundó una pequeña panadería con la que solo aspiraba a ganarse la vida modestamente. Actualmente, El Mejor Pan de Tecate cuenta con su sede original y varias sucursales en Tecate, en las que elaboran panes en una variedad que abarca 180 distintas piezas, en hornos de ladrillos de fabricación artesanal. En 2007, la prestigiosa revista National Geographic posicionó a El Mejor Pan de Tecate entre los primeros 4 lugares de visita obligada en la ciudad

Principales Artesanías Tecatenses

Tecate cuenta con una extraordinaria tradición artesanal en el trabajo del barro, moldeando piezas tanto decorativas como para uso práctico en la cocina y en el hogar. Los productos son destinados principalmente al cercano mercado estadounidense, pero en tu visita a Tecate puedes apreciar y comprar un genuino recuerdo de tu visita a la ciudad en el Bazar Artesanal Cerro Azul o en la entrada de la Ruta del Vino. Otra hermosa tradición artesanal que se ha asentado en Tecate es la del vidrio soplado, llegada de la mano de sopladores jaliscienses y oaxaqueños.

Tecate es un pintoresco poblado donde podrás disfrutar de sus cervezas, vinos y lugares de interés. Te deseamos una feliz estancia en el Pueblo Mágico bajacaliforniano.

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

Santiago de Querétaro, Qro., México

©2018 VISIÓN EMPRESARIAL QUERÉTARO